Dificultad: 4,  Legumbres,  Mariscos,  Receta

Fabes verdinas con nécoras y langostinos

© El Platillo Comilón

 

 
INGREDIENTES: (para 4 personas)
 
  • 500 g de fabes verdinas
  • Una cebolla y media
  • Una cabeza de ajos pequeña si separar los dientes de ajo
  • Un diente de ajo
  • 3 ramitas de perejil fresco
  • 4-5 nécoras vivas
  • 10 langostinos frescos sin cocer
  • Un litro de fumé de langostinos
  • Medio litro del agua de cocción de las nécoras
  • Unas hebras de azafrán
  • 2 cucharadas de harina
  • Agua
  • Aceite de oliva
  • Sal

 

ELABORACIÓN:

     Las fabes verdinas, que como su nombre dice son verdes, son muy típicas de Asturias, España, y más concreto de una aldeíta llamada Los Callejos. Son cogidas y tratadas de forma artesanal. Su maduración es mucho más temprana que cualquier otro tipo de faba y las condiciones de humedad, luz, etc. deben ser las apropiadas para coger una faba verdina en su punto óptimo.  Es muy buena para acompañarla con pescado o marisco debido a su sabor y a su suave textura.  La receta que os proponemos hoy desde El Platillo Comilón es verdinas con nécoras y langostinos, ¿nos acompañas a la cocina? Ponemos las fabes verdinas en agua la noche anterior a su realización (de 8 a 12h). Las lavamos varias veces hasta que el agua salga limpia y las dejamos en remojo toda la noche.

 

 

Día de la realización…

     En una cacerola de gran tamaño ponemos las fabes verdinas, una cebolla entera pelada, 2 ramitas de perejil fresco y una cabeza entera de ajos, todo bien lavado. Cubrimos parcialmente de agua fría del grifo y las ponemos a fuego medio. El tiempo de cocción será de 2 horas aproximadamente a fuego medio-bajo. A la media hora de cocción añadimos 1 litro de fumé de langostinos y medio litro del agua de cocción de las nécoras.

     ¿Cómo hacemos el fumé de langostinos? Es muy fácil, pelamos 10 langostinos frescos crudos y  ponemos las cáscaras en una cacerola con un chorrito de aceite de oliva. Los langostinos pelados los reservamos. Doramos las cáscaras sin parar de remover y echamos un chorrito de coñac. Dejamos reducir un poco,  echamos agua del grifo y dejamos cocer a fuego medio-bajo durante 10-15 minutos para que adquiera sabor.

 

Si te interesa saber más sobre el marisco: cocción, recomendaciones pásate por mi sección: Técnicas de cocina.

 

 

     Las nécoras al estar vivas deben cocerse previamente. Pasamos las nécoras, con cuidado de que no nos dañen con las pinzas, por agua para limpiarlas bien y las metemos en una cacerola. Las cubrimos con agua fría del grifo, echamos 2-3 cucharadas de sal y las ponemos a fuego medio. A medida que el agua se va calentando las nécoras van muriendo. El que sea un proceso lento hace que la carne y las patas de las nécoras no se desprendan y se estropeen. Una vez que el agua empieza a hervir contamos 7 minutos. Pasado el tiempo las sacamos, dejamos escurrir y ya las tenemos listas para usar en nuestra receta.

 

 

     Medio litro  del agua de cocción de las nécoras (bien colada por si quedan restos) es la que usamos para añadir a las judías. Las nécoras las partimos por la mitad. Al hacer esto veremos cómo se desprenden las patas del resto del cuerpo y el caparazón se separa con sus jugos, que añadiremos a las judías. Las patas las reservamos para añadirlas más tarde.

     Dejamos cociendo las judías y, en los últimos 20-30 minutos de cocción, hacemos un sofrito con un chorrito de aceite de oliva y media cebolla muy picada. Doramos y añadimos 2 cucharadas de harina para que la salsa espese. Sofreímos bien y lo añadimos a las judías. Es en este momento cuando añadimos las nécoras y los 10 langostinos que habíamos reservado. Removemos bien y añadimos unas hebras de azafrán.

 

 

     En un mortero machacamos un diente de ajo, picamos una ramita de perejil fresco lavada y seca y lo echamos a las judías. Rectificamos de sal y dejamos hasta que estén hechas (no debemos dejarlas muy blandas porque se rompen). Y ya tenemos nuestras verdinas listas para sorprender a cualquier invitado. ¡Qué aproveche!

 

 
 
 
 

 

 
 
 
Si te ha gustado, ¡compártelo!

3 Comments

  • cris

    Como siempre, tiene una pinta estupenda. Sigue así….

  • Yul

    No está claro el procedimiento de puntuación: quise poner un 5 y me salió un 1

    • Sr. Comilón

      Hola Yul, gracias por entrar en mi cocina. El sistema de puntuación es sencillo, basta con marcar la cantidad de platillos que quieres del uno al cinco. Si quieres dos, marcas el segundo platillo, si quieres cinco, el último. De esta manera se contabilizará el número total.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir al contenido