Dificultad: 1,  Aceites

Aceite de perejil

© El Platillo Comilón

 

INGREDIENTES:

  • 200 ml de aceite de oliva
  • 40 g de perejil fresco
  • 2 dientes de ajo no muy grandes

 

 

ELABORACIÓN:

     Para elaborar este aceite de perejil es muy importante que lo consigamos fresco, casi recién cortado de la mata. El sabor resultante es espectacularmente intenso. 

 

 

     Para 200 mililitros de aceite de oliva utilizaremos unos 40 gramos de perejil fresco, incluidos los tallos, siempre y cuando estén en buenas condiciones. Lavamos bajo el agua del grifo para retirar restos de tierra y polvo que pueda tener, desechando, claro está, todas aquellas partes que presenten mal aspecto, y secamos con papel absorbente de cocina.

 

     En el recipiente del brazo de la batidora eléctrica ponemos los 200 mililitros de aceite de oliva, añadimos los 40 gramos de perejil y dos dientes de ajo no muy grandes pelados. Trituramos todo junto durante unos minutos, o hasta que obtengamos una mezcla completamente homogénea y… ¡listo! Es muy fácil y muy útil para carnes y pescados, e incluso para hacer unas setas o champiñones al ajillo.

 

 

NOTA:

      • podemos dejar el aceite tal cual lo hemos obtenido tras triturar todos los ingredientes, tal y como se muestra en la foto principal de la receta, o podemos colarlo para eliminar cualquier resto sólido que tenga como mostramos a continuación.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

print
Si te ha gustado, ¡compártelo!

One Comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Ir al contenido